Megaguía para usar correctamente la aplicación de Couchsurfing.

Mi experiencia en Couchsurfing (parte dos)

¡Hola mi querido lector! Si leíste mi anterior post recordarás que prometí que en esta ocasión te iba a enseñar a usar la página. En esta segunda entrega te traigo esta Megaguía, donde te voy a explicar todas las posibilidades que tenés para conectar con otros viajeros, y para conectar bien desde el principio. Como dije antes, Couchsurfing se basa en la confianza y en las buenas relaciones, y el éxito y la continuidad de la página dependen de que la sepamos usar bien.

En esta  megaguía te voy a enseñar tres cosas que para mí son las más importantes, en ella te mostraré cómo:

  1. Buscar quién te aloje si estás viajando.
  2. Configurar las opciones de alojamiento si querés ser host.
  3. Conectar de diferentes maneras con otros viajeros.
megaguía-como-usar-couchsurfing
Fiestas de Couchsurfing

1) Cómo buscar quién te aloje si estás viajando.

Ante todo, para buscar: vas a “explore”, ponés la ciudad a donde querés ir y cliqueás en “find a host” o “encuentra anfitriones”. El primer filtro que te va a aparecer es para que pongas la fecha en que querés hospedarte y cuántas personas son las que buscan hospedaje. Podés ya clickear “search”, o poner “más filtros”. Ahí se van a desplegar un montón de opciones. Clickeá las que te interesen y ¡dale que va!

filtros-para-pedir-couch

Respecto a los filtros, los que me gustan poner a mí son: que tengan recomendaciones, que no hospeden sólo a mujeres, que la fecha del último acceso sea en el último mes y finalmente, que ordene los resultados por experiencia de aojamiento. Esto es muy personal, te lo paso para que tengas una referencia, no para que hagas lo mismo que yo. No es que no me interese buscar gente que no tenga experiencia en la página, pero ocurre que muchas veces hay CS que se loguearon y nunca la utilizaron, y en grupos como por ejemplo el de Buenos Aires, donde son miles de couch, si no filtro de alguna manera me puedo pasar días leyendo perfiles. Sobre las edades, yo no pongo nada, porque considero que los viajeros no tenemos edad, y tampoco me interesa filtrar por sexo.

megaguía-como-usar-los-filtros

Algunos detalles a tener en cuenta:

  • Hay host te van a ofrecer su casa pero no su tiempo y hay otras personas (como yo) a quienes nos gusta pasar tiempo de calidad con nuestros huéspedes. Por lo tanto, leé muy bien las condiciones de hospedaje, pues si la persona hospeda con la intención de compartir tiempo, y vos le usás la casa como hotel, es muy probable que se sienta ofendida, y con razón. Además eso va a repercutir en tus referencias ¡y no queremos manchas en nuestro perfil!
  • Nunca jamás, copiar y pegar un pedido de couch. También resulta ofensivo. Y se nota mucho, porque en general son pedidos impersonales. Tomate un tiempo para leer el perfil y redactá un mail donde se note que te interesa quedarte en ese lugar, y por qué razón.
  • A veces los hosts piden una palabra “clave” en el texto del pedido. Si no la usás sabrán que no leíste el perfil y ni se molestarán en responderte. A mí no me gusta esto de las palabras claves, pero se usa mucho.
  • Couchsurfing “is not a dating site”. No es tinder, no es happn. Para buscar un ligue, hay otras aplicaciones mucho más concretas. Y el que entra con esa idea generalmente dura poco, porque la comunidad lo detecta rápido. De todas maneras, siempre se puede dar que se pegue una onda, yo a quienes me preguntan les respondo esto: nadie fue a la facultad a buscar novio, aunque todos alguna vez pegamos uno. Pero te repito, no es el sentido de la página.
  • Algunas ciudades tienen subgrupos llamados “last minute couch”, que son muy útiles si un host te canceló sin previo aviso, o para viajeros que cambian los planes a último momento. Es una opción de  emergencia, ya que a veces es difícil que te respondan rápido, lo que me lleva a mi próxima recomendación.
  • Tratá de pedir couch con antelación. Y si vas a un lugar muy turístico como Barcelona, Roma, Nueva York o Río de Janeiro, más aún. Ni hablar si vas para algún evento especial, como al carnaval de Río o año nuevo en NY. Los couch de esas ciudades están acostumbrados a que les lleguen muchos mensajes por día, así que generalmente responden a los mejores pedidos. Sé original y divertido, que te aseguro que dá resultado. 😉
carnaval-de-bahia
En el carnaval de Bahía me quedé sin host por pedir tarde, pero aproveché los meetings. 🙂

2) Cómo configurar las opciones de alojamiento si querés ser host.

  • Cuando editás tu perfil te sale “tu casa” y ahí podés configurar cómo te parezca, según tus intereses.
  • Poné muy claramente las condiciones bajo las cuales querés hospedar. Ej: “No acepto más de 3 días, mi casa no es un hotel, no les voy a dar la llave así que te tenés que arreglar para encontrarte conmigo, solo acepto veganos, no permito fumar adentro, etc” (lo digo así, en abstracto, vos ponele más onda, ¡pol favol!). Algunas condiciones ya vienen configuradas, otras las tenés  que escribir. En “más detalles” podés poner todo lo que quieras.
  • Un tip: poner que hospedás sólo a gente del sexo opuesto puede ser considerado como que estás “de levante”. No es recomendable.
megaguía-para-configurar-fitro-alojar-couchsurfing
  • Podés agregar una palabra clave si querés que los pedidos sean más personalizados. Como dije antes, a mí no me gusta, pero es algo bastante utilizado y tiene un sentido práctico, así que esto queda a tu gusto.
  • Cuando tu guest ya haya llegado a tu casa, podés establecer oralmente (ya no a través de la página) tus reglas. A veces incluso también está bueno que les cuentes cómo funciona el sistema, hay gente que no lo sabe bien y tus consejos les van a servir para evolucionar. Lo más común es que aparezcan personas a lo que los argentinos llamamos “ratonas” (quiere decir, que intentan no gastar un centavo, y usarán tu casa y tu billetera como si fuesen la suya). Me encanta la célebre frase “el que avisa no traiciona”: explicale que couchsurfing fue creado para compartir, que nadie invita a su casa a alguien para que le coma toda la comida, que lo que se usa se repone, que no te querés enriquecer alojándolo, pero tampoco te querés empobrecer. Tampoco les vas a pedir que te repongan el papel higiénico, ¿se entiende más o menos?
reuniones-en-casa
Reunión en mi casa con CS de La Plata.

3) Cómo conectar de diferentes maneras con otros viajeros.

En la “dashboard” o “panel”  hay una solapa que dice: “Explore”. Ahí poné la ciudad a la que querés ir. Te va a dar una serie de opciones que te paso a explicar. Voy a poner como ejemplo Buenos Aires, ya que es la ciudad más activa de Argentina.

Local host o “Anfitriones locales”:

Si cliqueas “find a host”, podés iniciar la búsqueda, y hay determinados filtros, de los que te hablé más arriba. No todos los hosts que vas a ver alojan: algunos simplemente tienen la opción para conocer gente. Les podés escribir un mail personalizado si te interesó alguien en especial para ir a conocer Buenos Aires. Esto es más directo que conocer gente por los foros o por los meetings.

Uncoming visitors o “próximos Visitantes”:

Esta sección te muestra quién está actualmente de visita en Buenos Aires. Tal vez te venga bien para quedar con otro viajero, y quizás seguir viaje juntos. Es una buena opción si estás viajando sol@.

Hangouts:

Solo se puede usar desde la app. Cuando llegás a una nueva ciudad, podés ver quiénes están conectados, y quedar directamente. A veces son otros viajeros, a veces gente de la misma ciudad que está disponible en ese momento para juntarse. Funciona más que nada en las grandes ciudades, y mi experiencia es que es para encuentros más casuales, más de paso. Además, lamentablemente, muchos se lo confunden con un Tinder. A mi entender no es el mejor recurso de esta página, pero a veces lo uso.

paseando-con-anfitriones-locales
De paseo por Berisso con anfitriones locales: Zorba y Pauli.

Eventos:

¿Qué decir? Utilizando el ejemplo, Buenos Aires es una de las ciudades más activas del mundo, como casi todas las capitales. Así que eventos sobran. Eventos semanales y también eventos puntuales. Fiestas, cerveceadas, meetings semanales, mesas de idiomas, paseos fotográficos, picnic nocturnos, etc. Elegí el que más te guste ¡y andá! Esto es lo que más he hecho en mis viajes. ¡Es tan, pero tan fácil! Siempre está lleno de gente igual de interesada en conocer gente y en viajar que vos, así que llegás, decís “hola”, ¡y ya está! Te juro, no existe timidez ni traba que te impida pasarla bien en un evento de Couchsurfing, está pensado para que todo el mundo sea feliz. 

reuniones-de-couchsurfing
Evento de Couchsurfing en Rosario

Discusions o conversaciones:

Reemplaza a los antiguos foros, pero para mí no le llega ni a los talones. Los foros te llegaban al mail, cualquiera escribía algo y aparecían 10, 50 o 100 respuestas, la gente participaba. Si mirás las discusiones, es raro que tengan respuestas, y además para leerlas tenés que entrar especialmente a la aplicación. Sin embargo, es común que si escribís algo en esta parte, algunas personas te respondan directamente a tu correo, así que yo algunas veces las uso.

Ask locals a question o preguntas frecuentes sobre los consejos:

Funciona más que el anterior, pero es más específico también. La misma página te explica: “obtén respuestas de Couchsurfers a tus preguntas sobre viajes”. En este caso, también es común que te escriban a tu mail respondiendo lo que quieras saber.

Mis consejos finales. El tema de la seguridad.

¿Cómo vas con la megaguía? ¡Espero que te esté resultando tan interesante como a mí cuando descubrí la página! Si después de leerla, vas corriendo a crearte un perfil, te felicito, ¡estarás entrando en un camino sin retorno! Como te dije en el post anterior, a mí me cambió la vida.

Un comentario que omití hasta ahora, pero sé que muchas personas te lo van a decir.  Cuando empieces a alojar o a ser alojado, te van a tratar de convencer de todo lo malo que te puede llegar a pasar. Por eso me dejé este consejo muy básico para el final: ¡amigo…el 95% de la población es buena! Viajando, y más a través de esta página, vas a caer en cuenta que la gente siempre está dispuesta a ayudar, y cuando no lo hacen es por desconfianza o miedo, el mismo que podés tener vos.

De todas maneras, debo ser sincera, la página está cambiando, y desde que se volvió tan comercial, hay mucha más gente sospechosa o que no lo usa de buena fe. Lamentablemente muchas mujeres dejaron de alojar, entonces a nosotras se nos hace difícil la búsqueda. Pero sigue habiendo gente potable, buena y predispuesta, solo que lleva más tiempo encontrarlas. Por eso, ¡no te olvides de buscar couch con tiempo! 

Un consejo que te va a ayudar mucho es este: ¡Sé intuitiv@! Si leés bien los perfiles y las referencias de la persona, es muy difícil errarle. Siempre hay un «entre líneas» que donde podés leer alguna cosa que te pueda poner en alerta. Y si no tenés experiencia, empezá alojándote con CS que tengan muchas referencias (positivas, obvio), así será menos probable que te pase algo negativo.

Te soy sincera, mis malas experiencias fueron poquísimas, generalmente tuvieron más que ver con personas que no querían gastar dinero y me comieron lo que tenía en la heladera. Sentimiento de inseguridad no sentí nunca, y eso que he hospedado a muchas personas. Casi siempre que hospedé, entró un desconocido y se marchó un amigo. La única experiencia que  considero negativa en estos años fue una vez que paré en casa del amigo de una amiga, de quien yo no sabía nada ni había leído sus referencias, así que en mi lista eso no cuenta. Tampoco fue nada grave, pero fue un caso donde hubo una mala onda mutua muy grande, y en cuanto pude me fui.

¡Esto es todo, amigo! Espero que esta megaguía sobre Couchsurfing te haya servido! ¡Y por supuesto, lo que quieras saber, o agregar, estoy a un click de distancia! 

¡Abrazo viajero!

megaguía-para-usar-app-couchsurfing

Seguime en las redes:

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.